Media Cuartilla

Morena Herrera: Frente al covid-19 “la peor parte se la llevan las mujeres»

El Salvador cerró 2019 con una diferencia de 156 femicidios en comparación con 2018, año en que se registraron 386 mujeres víctimas de violencia machista, una reducción del 59%, según datos del Observatorio de Estadísticas de Género de la Dirección de Información y Análisis (DIA) del Ministerio de Justicia y Seguridad Pública. Sin embargo aumentó el número de mujeres desaparecidas y la violencia sexual.

En esta entrevista, Morena Herrera, presidenta de la Agrupación Ciudadana por la Despenalización del Aborto, Terapéutico, Ético y Eugenésico e integrante de la Colectiva Feminista para el Desarrollo Local, demanda al Gobierno de El Salvador priorizar la atención a la violencia contra las mujeres como parte de los servicios esenciales en medio de la pandemia de coronavirus.

¿Cuál es la situación de las mujeres frente al covid-19 en El Salvador?

Hay una vida alterada, digamos para todo el mundo, pero esa alteración no es igual para quienes viven en condiciones más precarias desde antes. Es decir, para quienes viven en situación de pobreza, de extrema pobreza la pandemia ha agudizado las condiciones de precariedad que ya tenemos.

En una alteración general, digamos la peor parte se la llevan las mujeres, tanto de las ciudades como del campo, que ya vivían en una situación de pobreza y que ya enfrentaban situaciones de violencia.

Yo creo que el confinamiento o la cuarentena, como se le quiera llamar, en algunos casos, bueno aquí fue de carácter obligatorio y ha habido persecución a la gente que tiene necesidad de salir, ya sea para conseguir la comida o para conseguir medicamentos, para resolver problemas.

Durante las primeras semanas, se persiguió a la gente y eso generó mucho miedo y entonces ha habido una situación difícil, y para aquellas que conviven con las personas agresoras, a veces familiares cercanos, pareja, padre, el padrastro, abuelo, hermanos ,eso ha agudizado las condiciones de violencia.

La violencia ya existía al interior de los hogares, pero la restricción de no poder salir, y el miedo a que te apresen por salir ha hecho mucho más candente esa necesidad. La necesidad de apoyo frente a la violencia ha sido brutal.

¿Han registrado algún tipo de incremento en la denuncia o en los hechos de violencia, sean estas agresiones físicas o que también trasciendan a femicidios?

Ha habido feminicidios aunque en general venía una tendencia a la baja en el país, del último año para acá, pero hubo una semana donde se aumentó de nuevo, entre marzo y abril aumentaron.

Esto también tiene que ver con la información, en algunos casos no hay información suficiente. Algunas instancias que reciben denuncias han tenido incrementos y también en servicios remotos que han creado las organizaciones.

Las defensoras nos hemos organizado, las redes de apoyo territorial porque ha habido incremento de demanda de apoyo, sin embargo, oficialmente esto no siempre se refleja porque las mujeres tienen miedo de denunciar a instancias oficiales y además tienen poca confianza de que sus denuncias van a ser atendidas.

Morena Herrera

¿Por qué? ¿Cuál ha sido la dinámica del Estado frente a las denuncias de las mujeres?

No son servicios priorizados. El gobierno ha reaccionado muy tardíamente, muy lentamente a esta problemática y también, desde antes de la pandemia, venía una tendencia de no priorización de las instituciones y los servicios específicos de la atención a mujeres en situación de violencia, entonces a esa falta de prioridad que ya venía, en el contexto de la pandemia, pues prácticamente se dejó por varias semanas entonces no se atendía.

Posteriormente, la presión de las organizaciones la denuncia en redes sociales hizo que empezarán a actuar, pero sigue siendo un servicio poco priorizado: en recurso, en personal asignado.

Dice que el Gobierno ha actuado lento, que no hay priorización, sin embargo, mencionas que ha habido una tendencia a la baja ¿a que podríamos atribuir la tendencia a la baja?

La tendencia a la baja es de los femicidios que venía desde el año pasado; esa es una cosa y otra cosa es la violencia contra la mujer.

Una cosa es que la forma extrema de violencia baje, eso no quiere decir que baja toda la violencia contra la mujer baja. Aquí se ha mantenido e incluso aumentado las agresiones y los abusos sexuales contra las niñas y las adolescentes.

Leer también: Albergues para mujeres están afectados por falta de fondos

Se ha mantenido la violencia sexual y la violencia física contra la mujer e incluso ha aumentado en la pandemia, pero venía una tendencia de disminución de los femicidios, aunque hubo un repunte en ese mes. Se debe a que las políticas gubernamentales no han priorizado los servicios de atención a mujeres en situación de violencia.

¿Cuáles son esas decisiones que tomó el Estado para proteger a las poblaciones del covid-19 y sin tomar en cuenta la situación propia de la violencia contra las mujeres?

Bueno, el ISDEMU que es el Instituto Nacional de la Mujer, prácticamente estaba cerrado. Las Unimujer que son las Unidades Especializadas de atención a mujeres y niñas en situación de violencia, prácticamente estaban paradas porque el personal que atendía en las Unimujeres estaba en otras tareas de la cuarentena, y al no haber transporte tampoco las mujeres tenían cómo acudir.

Las denuncias hicieron que empezaran a venir a atender, empezaron a recibir a poner mensajes, tanto la Fiscalía como el Gobierno.

¿Cuál fue el papel de las organizaciones además de la denuncia?

Las organizaciones han creado servicios remotos y siguen funcionando… pues eso, pero y entonces empezaron a dar datos. Ahí hubo una controversia con el Presidente porque en una conferencia, a principios de junio, el presidente dijo que las mujeres salvadoreñas estábamos el 61% más seguras que antes, entonces hubo toda una reacción.

Nosotras tenemos otros datos, una campaña y se empezaron a mostrar otros datos, y ahí ha habido de alguna manera, en la Fiscalía hay una Unidad de la Mujer y se puso en función, y otras instituciones también como la misma Policía que empezaron a destinar recursos.

En las organizaciones los servicios de asesoría emocional, de asesoría legal, de referencia a las instituciones, de acompañamiento en algunos casos que ha sido necesario. La mayor parte de servicios ha sido remoto, pero también ha habido que acompañar presencialmente.

¿Cuál sería la demanda de las organizaciones de mujeres frente al Estado y luego de esta situación de pandemia?

Por una parte que se prioricen los servicios de violencia, también que se incluya como los servicios de atención a la salud sexual y a la salud reproductiva, como parte de los servicios esenciales porque también con la prioridad de prevención y atención de las personas con contagio de covid-19 se abandonaron prácticamente otros servicios y esto está haciendo previsible un aumento en embarazos no intencionales y dificultades de las mujeres.

Leer también: «Los hombres que abusan, violan y matan fueron educados en esa pedagogía del perdón»

Cuando habla de que el presidente Nayib Bukele decía que las mujeres están el 61% más seguras, ¿cuál es el dato engañoso?

No, no es engañoso, es recortado. El comparaba únicamente asesinatos violentos de mujeres de un periodo del año con respecto al mismo periodo del año anterior, y ahí sí había una diferencia.

Como yo decía, hay una tendencia a bajar los femicidios, pero eso no significa que la violencia contra las mujeres disminuya.

Si disminuye la forma extrema de violencia, pero aumentan las desapariciones de mujeres; los embarazos en niñas y adolescentes se ocultan en otros casos, también no los registran porque saben que va a haber una investigación, entonces es un problema grave porque cada adolescente, cada niña, se enfrenta sola en condiciones de desigualdad muy dura, y otros sería que han incrementado las desapariciones de mujeres.

Cuando hablo del tema de la violencia sexual, estamos hablando de la violencia sexual referida a que los autores son familiares en muchos casos y esto podríamos decir, de alguna forma, que tiene que ver con la cuarentena.

Ilustración realizada por Colectiva

A %d blogueros les gusta esto: